Friday, September 30, 2011

Adiós, Reina del Cielo

Me había impuesto el dia de hoy como fecha limite para escribir unas cuantas palabras sobre La Fugitiva (2011), la novela más reciente de Sergio Ramírez. En síntesis, pretendía establecer un marco cronológico y otro comparativo. El primero me iba permitir analizar la obra narrativa del ex-vice-presidente, enfocándome en sus novelas paradigmáticas, como Te dio miedo la sangre y Margarita, esta linda la mar, para luego pasar a su obras más recientes como la novela policíaca El cielo llora por mi. Me parece que esta ultima obra, urbana, sangrienta y coyuntural, es una de sus mejores. Es más, el titulo del primer capitulo es el mismo que encabeza esta nota.

El segundo marco--el comparativo--pretendía establecer una relación entre La Fugitiva y Blanco nocturno (2010), la novela más reciente del argentino Ricardo Piglia. Sin lugar a dudas el 2011 ha sido un excelente año para ambos escritores. La novela de Ramírez--basada en la vida real de la costarricense Amanda Solano--ha recibido mucha atención entre los literatti hispanoamericanos. Es más, hace algunas semanas el nicaragüense fue galardonado con el premio José Donoso por su trayectoria literaria. Por su parte la novela de Piglia--relato híbrido entre lo policíaco y el policostumbrismo de la pampa--fue merecedora del Premio Rómulo Gallegos. Así pues, en la narrativa latinoamericana contemporánea el 2011 ha sido el año de Ricardo y de Sergio.

Les prometo que hubiera sido una nota interesantisima, pero tendrán que imaginársela. Habría hablado sobre los juego meta-literarios en La fugitiva, luego sobre la profusión del vernáculo argentino en Blanco nocturno (bombacha, bataraz, rebencazo, lunfardo) y luego habría terminado con un esbozo que subrepticiamente borraría las diferencias entre ambos autores y resaltaría sus similitudes. En las palabras de Piglia, como todo buen narrador, guardaría silencio y me saltaría los nexos.

Cierro pues con el fantasma de una nota posible este mes de Septiembre. Igualmente se acaba el Festival de Blogs, iniciativa que a todas luces ha sido un gran éxito, ya que ha fomentado la conversación entre esa raza de seres misántropos e imposibles: los blogueros. La iniciativa tenia como tema central la migración, y yo, como paria conseutudinario en el Imperio que envejece, me permito este pepenar aleatorio que oscila entre la actitud de la conciencia y la conciencia de la actitud.

2 comments:

  1. Que puedo decir, me gusta mucho tu bloj! y el descubrirlo fue algo bueno de este festival de blogs que acaba de pasar. Saludos!

    ReplyDelete
  2. Esta muy bien el blog, no lo conocía hasta ahora, me pasaré más a menudo a leerlo. Aprovecho para felicitarte el 2012, un saludo!!

    ReplyDelete